La fiebre en niños pequeños. Qué hacer cuando el niño tiene fiebre

La fiebre en niños pequeños es consecuencia de diversos factores.

Entre ellos se encuentran las enfermedades o indicaciones médicas como la vacunación.

Para las madres que tienen hijos pequeños debe quedar claro cuando la fiebre necesita una atención más urgente.

Existen advertencias y consejos que pueden permitirle reconocer la diferencia entre una causa u otra.

Los signos, síntomas y tratamientos que se discuten en este artículo tienen el objetivo de que puedan entender el porqué de este síntoma.

Los consejos pueden aliviar la angustia que produce la aparición de la fiebre en niños pequeños.

Conocer la frecuencia cardíaca normal de un bebé, la frecuencia respiratoria, las características del sueño y como debe ser la alimentación es importante.

La fiebre en niños pequeños

La fiebre en los niños es el síntoma más temido por las madres.

Sin embargo es un aviso de que el sistema inmune esta funcionando.

Puede estar combatiendo una infección viral o bacteriana.

La fiebre en niños pequeños siempre que se mantenga por debajo de los 38º C debe esperarse para administrar antipiréticos.

Esta elevación de la temperatura de la sangre es un mecanismo de defensa contra los virus o bacterias.

En estos casos podemos recurrir a un simple baño de agua tibia lo que mejorará considerablemente el malestar general.

Eso sí, se debe mantener la alerta pues la barrera entre lo beneficioso y lo dañino es muy estrecha.

Cuando la fiebre en niños pequeños es igual o mayor a los 38ºC se deben tomar medidas.

El Paracetamol es el antipirético de elección.

Es imprescindible que el médico general o el especialista en pediatría valoren al niño ante un cuadro febril.

En ocasiones deberá realizarse un minucioso examen físico y exámenes complementarios.

Esta indicación cobra más importancia cuando el niño se muestra apático, irritable o débil.

La toma del estado general en un niño pequeño con fiebre es signo de infección importante u otra condición de relevancia.

El niño cuando se enferma con una virosis pasajera como el catarro común, no deja de comportarse como habitualmente lo hace.

Por sus características particulares no incluyo a los lactantes (menores de 1 año).

El lactante con fiebre debe ser llevado siempre a consulta de urgencia para ser valorado por el especialista.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)

error: Content is protected !!