Los exámenes complementarios en el diagnóstico de enfermedades

Los exámenes complementarios como su nombre indica, ayudan a descartar o confirmar un diagnóstico presuntivo.

El diagnóstico presuntivo es el que se realiza una vez terminada la entrevista médica y el examen físico exhaustivo.

El interrogatorio y el examen físico aportan más de la mitad de los datos y ahorran un gran tiempo y dinero al enfermo.

No obstante en la mayoría de los casos hay que apoyarse en los exámenes complementarios.

Existe un rango de valores que se pueden suponer normales.

Estos valores son los que se hallan en sujetos sanos, por eso se consideran normales.

Los exámenes complementarios en el diagnóstico de enfermedades. Exámenes de laboratorio y radiología

Los exámenes complementarios en sentido amplio y general podemos dividirlos en dos grupos.

Existen los que se realizan en los laboratorios utilizando los fluidos corporales y por otro lado tenemos los radiológicos.

Los exámenes complementarios en el diagnóstico de enfermedades

Examen de Laboratorio Clínico

Exámenes complementarios de laboratorio

Son aquellos exámenes complementarios que ofrecen información a través del examen fisico-químico de diferentes fluidos.

Esta información se obtiene a simple vista, mediante la microscopía u otras técnicas.

Los fluidos que se pueden examinar son todos los que  forman parte de nuestro cuerpo.

  • La sangre
  • La orina
  • Las heces fecales
  • El líquido cefalorraquídeo
  • La saliva
  • El sudor
  • Las secreciones traqueobronquiales
  • El semen
  • Las secreciones vaginales

También se incluye entre los complementarios en laboratorio clínico el cultivo de los exudados.

Estos los obtenemos de ojos, garganta, nariz, oídos, vagina, uretra, ano, heridas infestadas o fístulas.

Los exámenes complementarios en el diagnóstico de enfermedades

Examen Radiográfico

Exámenes radiológicos o imagenológicos

Los estudios radiológicos o imagenológicos son aquellos que ofrecen información a través de la obtención de imágenes.

  • Radiología simple: la imagen se obtiene por radiación con Rayos X
  • Radiología contrastada: la imagen se obtiene de la misma forma pero utilizando un medio de contraste.

Los medios de contraste más utilizados son el bario (sistema digestivo) y el yodo (sistema urinario).

El bario se ingiere por parte del paciente o se le aplica a través de enemas.

El yodo se inyecta por vía endovenosa.

  • Ecografía o ultrasonografia: utiliza ondas de ultrasonido
  • Tomografía lineal
  • Tomografía axial computarizada: Dosis mayor de Rayos X que la radiología convencional
  • Resonancia magnética nuclear
  • Tomografía por emisión de positrones

Otros exámenes 

  • Biopsia de tejidos: se realiza tomando una muestra del tejido que se quiere analizar.

Abarca muestras de tejido del sistema digestivo, génito-urinario, la piel, y cualquier órgano del cuerpo.

Algunas muestras pueden ser obtenidas fácilmente en consulta.

  • Exámenes endoscópicos: son aquellos que utilizan instrumentos y técnicas para observar el interior de algunos órganos del cuerpo.

Este fundamentalmente abarca al sistema digestivo.

Introduciendo el endoscopio a través de la boca se puede observar la mucosa del esófago, estómago y duodeno.

La broncoscopia se basa en la misma técnica pero su objetivo es observar laringe, tráquea y fundamentalmente bronquios.

La colonoscopia sigue el mismo procedimiento pero el endoscopio es introducido a través del ano.

De esta manera se puede observar la mucosa del recto, sigmoides y colon.

La colposcopia es la observación del cuello uterino utilizando la misma técnica.

A través de la vagina se alcanza a observar el cuello uterino.

La imagen del cuello  se observa con gran aumento pudiendo diagnosticar más fácilmente determinadas enfermedades.

La cistoscopia es un proceder que permite observar la mucosa de la vejiga introduciendo un endoscopio a través de la uretra.

Los exámenes complementarios endoscópicos permiten también realizar biopsias durante el procedimiento.

  • Exámenes laparoscópicos: el examen laparoscópico incluye la introducción de un laparoscopio a través de una pequeña incisión que se realiza en el abdomen.

De esta manera no es necesario proceder a efectuar una herida quirúrgica de mayor magnitud.

Así se pueden observar directamente todos los órganos de la cavidad abdominal.

Exámenes complementarios. Importancia.

Los exámenes complementarios permiten corroborar un diagnóstico presuntivo.

También coadyuvan a obtener más datos cuando los síntomas y signos así como el examen físico no son suficientes para un diagnóstico.

Para que la función de estos exámenes cumpla su objetivo es necesario lograr una estrecha relación médico-paciente.

Llegar a un diagnóstico de certeza gracias a la entrevista médica, el examen físico y los exámenes complementarios, permiten al profesional médico indicar tratamiento adecuado.

La materia prima de los profesionales de la salud es el ser humano.

De la seriedad, humanidad y pericia con que se interprete cada examen complementario, cada síntoma, depende el resultado óptimo.

Consecuentemente se obtendrá la cura o alivio de las enfermedades que pueden afectar a cada ser humano durante su vida.

Compartir en sus Redes

1 ping

  1. […] Los exámenes complementarios de orina y sangre incluyendo marcadores tumorales específicos serán muy importantes también. […]

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

error: Content is protected !!